Notificaciones

Razones para ser optimistas con España

Tras el 0-5 ante Eslovaquia, los chicos de Luis Enrique se presentan pletóricos de normal de cara al duelo de octavos de final ante Croacia. Repasamos los motivos que pueden llevarnos a soñar con alcanzar el título

CUOTAS AL GANADOR DE LA EUROCOPA
Domingo, 11 de julio

La selección española consiguió la mayor goleada hasta la fecha en la Eurocopa. El equipo dirigido por Luis Enrique venció y convenció ante una Eslovaquia a la que le endosó una manita y pudo ser más abultada la paliza. Analizamos los motivos para ser optimistas con España de cara a los que falta de torneo. Ya sabemos que Croacia nos espera en octavos de final y si ganamos el vencedor del duelo entre Francia y Suiza en los cuartos de final. España puede soñar con ampliar su palmarés de Eurocopas tras sus victorias en 1964, 2008 y 2012. Analizamos los motivos para ser optimistas.

Ya hay director de orquesta

La reaparición de Sergio Busquets cambió por completo el juego de la selección española. El veterano centrocampista, que fue designado como MVP del encuentro, tiró de galones para organizar a una selección que estuvo mucho mejor posicionada que en días precedentes. La circulación de balón de España fue excelentemente fluida. El juego del equipo de Luis Enrique se llenó de sentido común, de pases al primer toque y de dinamismo para dar un paso adelante en esta Eurocopa.

Los veteranos dan un paso adelante

No sólo Busquets apareció con consecuencias positivas para España, la irrupción de Azpilicueta también dio solidez a la selección en el aspecto defensivo. Veteranos como Jordi Alba y Koke ejercieron de referentes de un equipo español en el que parecen haberse ganado un puesto de titulares. España necesita que jugadores de tan dilatada experiencia puedan ejercer de maestros y quitar el peso de la responsabilidad a perfiles todavía inestables como Morata o Pedri.

Volvió la presión alta

Si hay una seña de identidad que ha identificado a los equipos de Luis Enrique es su intensidad a la hora de recuperar al balón. El Lucho consiguió que sus jugadores mordiesen arriba a una Eslovaquia que fue incapaz de hilvanar cinco pases seguidos. España recuperó 42 balones, nueve más que su rival, y corrió casi siete kilómetros más que los eslovacos. La selección confirmó las sospechas de que posee uno de los mejores físicos de todo el torneo.

La pólvora ya no está mojada

Pese a fallar otro penalti, esta vez por parte de Morata, España recuperó la eficacia anotando cinco goles en un encuentro tras realizar nueve disparos a portería. El equipo de Luis Enrique se mostró muy incisivo de cara a la portería rival y extremadamente agresivo en las jugadas a balón parado. La selección, con este nivel de acierto, puede plantearse cotas muy elevadas. La teoría del ketchup se hizo realidad.

Croacia es un rival venido a menos

España se medirá en octavos de final a una Croacia liderada por Luka Modric y con gran parte de la columna vertebral del equipo que fue finalista del Mundial 2018, aunque faltan vacas sagradas como Rakitic o Mandzukic. Modric, Perisic o Vrsaljiko son jugadores muy veteranos que notarán el peso de los partidos en sus piernas tras apenas haber dispuesto de descanso en el torneo. Croacia será una prueba de fuego para España, pero ni mucho menos es un rival imposible de ganar.

Enviar comentario

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

El Desmarque

El contenido disponible en esta sección está restringido para menores de 18 años.

Debe confirmar que tiene más de 18 años para acceder.

No